Year 2019-20, T1 (PK)

October: La canción empieza al minuto 0:40. La hemos cantado varias veces en clase, pero hoy cambié la letra para que diga “[Un pez] estaba jugando cuando XXX [estudiante] lo atrapó, te voy a comer y se lo comió” mientras pescaban con la caña de pescar y unos peces magnéticos. ¡Qué divertido!

October: Students made Worry Dolls in class. In Guatemala, these dolls are traditionally placed under the pillow at night to take away one’s worries. The children were intrigued by these tiny dolls.

September: Hoy, los del preescolar vieron un MAPA de tesoro por primera vez por dos razones: 1) para hacer una conexión a lo que hacen con mapas y la comunidad en su salón; y 2) para seguir con las aventuras de Pato. Habrá varios problemas con los que se enfrenta Pato en su camino al tesoro—para empezar, un tiburón bailarín que tiene mucha hambre (después de haber bailado un montón). Pato ya sabe volar, o sea, ha aprendido a volar (para escaparse del tiburón), pero ahora su amigo Oso quiere acompañarle y por eso, habrá que usar un paracaídas, hecho de un filtro de café. Esto lo haremos la semana que viene. ¡Hasta la próxima!

September: Hoy en clase, Pato se encontró de nuevo en una situación difícil: el tiburón (que ves arriba) tenía mucha hambre y quería comer un sándwich de Pato. Las opciones de espaguetis, pizza y fruta no le apetecían a él para nada. Pero un pez (o sea, pescado!) y un pato, ¡qué rico! Como consecuencia, Pato siguió aprendiendo a volar para poder escaparse y huir del tiburón. Como que solo saben nadar los tiburones y no volar, Pato aquí tenía una ventaja, gracias a sus alas. Sin embargo, una herramienta no vale nada si no sabes cómo se usa. Por tanto, lo atamos a un hilo y practicaba hoy, el arte de volar. Mañana, planeamos en expandir su envergadura (“wingspan”) para que Pato pueda volar aun más lejos.

August: Hoy en clase, preescolar vio Pocoyo por primera vez. Este programa/ serie ha sido traducido en más de veinte idiomas, pero empezó originalmente en España. Había comentarios esta mañana así: “¡Pocoyo habla igual que tú!” Es bueno que empiecen a entender que yo no soy la única que habla español en este mundo.

August Update: Students have settled into a routine of songs to begin and end class (most notably, Yo me llamo, Buenos días, and Te amo, me amas); met several famed characters from the Spanish Cave, including Pato, Oso, and Changuito/Mono (a duck, bear, and monkey, respectively); and begun to adjust to the fact that I speak Spanish. Which is not English. Which sounds a bit different. They were tickled pink this week upon seeing the cartoon Pocoyo in Spanish, and hearing familiar words like “¡Hola!” and “¡Adiós!“. Please visit this page for more episodes, if you would like to watch at home with your child.